5 feb. 2010

La lupa


Os presento a uno de mis mejores correctores. Se llama "postear en Prosófagos". En ese cuadro blanco que veis en la imagen tiene lugar una parte fundamental del proceso de corrección.

El fenómeno es sencillo: basta pensar en la idea de que alguien lea un framento de mi manuscrito para que surjan erratas de la nada, incoherencias, faltas de ortografía. El cuadro para insertar un nuevo topic parece una lupa de infinitos aumentos, que me muestra lo que no había visto al escribir en solitario.

Por tanto, el consejo de hoy es así de simple y breve: pensad que alguien va a leer vuestra obra de forma inminente. ¿No se os ocurren muchísimas cosas que corregir? La presión es la lupa. La motivación, los comentarios que vendrán después.

Si bien es cierto que escribir pensando en los lectores puede convertirse en un lastre, la corrección precisa de ese toque, de esos ojos que hasta entonces habían permanecido cerrados y pueden ayudarnos a ver mejor. Su veredicto final será el que cuente, eso es evidente, pero al tenerlos presentes podemos obtener una evaluación más favorable. Aunque solo sea pensar "madre mía, si alguien viera esto..." o "qué disparate, esto no se lo traga nadie...", una revisión de este tipo puede merecer la pena.

Este procedimiento me ha resultado bastante útil hasta la fecha. Por supuesto (y por suerte) siempre podemos hacerlo mejor. Si no, ¿qué sentido tendría corregir?

17 comentarios:

  1. Totalmente contigo, se necesitan ojos ajenos y si son de prosófagos ten por seguro que corregirás.

    Tu consejo es muy bueno.

    Un saludo
    Jesús

    ResponderEliminar
  2. Vaya!!
    Pues investigaré a ver qué me ofrece el tal prosofago xD La verdad es que yo tengo muchos errores, de modo que esto no me vendrá mal. Gracias!!



    =)

    ResponderEliminar
  3. Estoy contigo, nada mejor que darle nuestros textos a otros ojos para que lo lean. Siempre saldrán errores que nosotros no vimos.
    Yo también investigaré que es eso, me suena y eso, pero nunca me he metido en la página.

    Besotes!!

    ResponderEliminar
  4. PARA JESÚS:

    Qué te voy a contar a tí, ¿no? Ya sabes lo que se siente al tomar la decisión de que otros tengan acceso a lo que escribes. La verdad es que ese simple hecho ya constituye un paso importantísimo a la hora de corregir, y no digamos ya las excelentes críticas de los compañeros.

    Un saludo, y nos leemos por allí

    naTTs

    ResponderEliminar
  5. PARA KIWI:

    Prosófagos te va a encantar. Se aprende muchísimo, tanto comentando los relatos o poemas de otros usuarios como recibiendo críticas sobre los tuyos. Es un equilibrio excelente: das, recibes y aprendes muchísimo.

    Espero verte por allí.

    ResponderEliminar
  6. PARA ELENA:

    Seguro que lo has oído, sí, ¡estás rodeada de prosófagos! Que sepas que eres bien recibida, y sería un placer leer un trocito de algo tuyo.

    En fin, que como dices, dos pares de ojos ven más que uno, y la sola idea hace que nos pongamos las pilas al corregir.

    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  7. Los demás siempre consiguen apartarnos de nuestro sesgo personal. Cuantas más opiniones consigas reunir, mejor podrás juzgar tu obra. Aunque es preferible que la muestra de lectores con quien cuentes sea lo suficientemente variada.

    Lo más parecido a recibir opiniones de los demás (que a veces funciona, pero no es lo mismo) es leer tus propios textos tras abandonarlos tres o cuatro meses en un cajón o, como sería más oportuno hoy en día, en un directorio.

    ResponderEliminar
  8. Estoy totalmente contigo de acuerdo:
    Investigaré para saber como conéctame con prosófagos.
    Ya que estoy en proceso de rechibir una novela.

    Besos
    Nuria

    ResponderEliminar
  9. Natts... paso volando que no tengo tiempo!! Perdona, te mandé un email, ¿puedes contestarme? Un saludo. Y si no te acuerdas mira mi blog, pronto!!

    ResponderEliminar
  10. Prosófagos es uno de los pocos lugares donde se puede decir que se aprende algo. Yo allí aprendí a leer, y a reconocer muchos errores que antes se me pasaban por alto.

    Bravo, Natts!

    Besos!
    Blanca

    ResponderEliminar
  11. PARA LERALION:

    Qué razón tienes. No movería una sola letra de tu comentario, excepto para ratificarlo. La parte negativa es que encontrar lectores dispuestos no siempre es sencillo, de ahí la importancia que cobran las "auto-revisiones", que como bien señalas, son especialmente productivas si dejamos correr el tiempo.

    Gracias por pasar, y un saludo
    naTTs

    ResponderEliminar
  12. PARA NURIA:

    Es muy sencillo:

    http://www.prosofagos.com/


    Si te apetece, no tienes más que elegri un nombre de usuario y registrate. Te sorprenderá la acogida.

    Un beso, y espero verte por allí.

    ResponderEliminar
  13. PARA SERGIO:

    Ya recibí tu mail, y espero con ansia tu entrada. Es fabuloso que utilices el poder de difusión que tiene tu blog para contar cosas sobre el resto... ¡No me extraña que la cosa vaya tan bien!

    Un abrazo,
    naTts

    ResponderEliminar
  14. PARA BLANCA:

    Hemos mencionado muchas veces las virtudes del foro, y creo que todos estamos de acuerdo en lo que afirmas: se aprende, y mucho. Seguro que has leído esta frase en alguna parte: "Lo que intento decir es que... dos cabezas son mejor que una, pero no son el doble de buenas, sino mucho más que el doble"

    Un beso, y espero que todo siga bien.

    ResponderEliminar
  15. Me he registrado en esa página, pero no me he atrevido a colgar nada porque me da miedo XD. Es increíble cómo escriben allí y hacen unas correcciones de hojas enteras. Esto es bueno, evidentemente, pero da un miedo...
    Además, lo que suelen mostrar ahí son relatos cortos, microrrelatos... y yo ni siquiera lo tengo completo para mostrar.
    Pero veo que es un foro muy recomendable y que hay relatos de muchísima calidad y muchos consejos para aprender^^.

    Sin duda, recomendable.

    ResponderEliminar
  16. Oye, Sergio, que se trata de aprender, y nadie nace enseñado... sube algo, te vas a sorprender. Puedes mostrar lo que quieras: fragmentos de algo, qué se yo... El caso es practicar.

    ResponderEliminar